Mitos

Mito UX 24: La gente usará tu producto como lo diseñaste

Fuente autorizada: UX Myths.

Aún y cuando un producto fue diseñado para satisfacer necesidades específicas y conocidas de los usuarios, la gente no siempre usa los productos de la manera y con el propósito con el que fue creado originalmente.

En muchos casos, a los usuarios no les importa o no entienden cómo funciona un producto, y una vez que encuentran una forma de usarlo, se apegan a ello. Muchas personas, por ejemplo, escriben URLs en la barra del buscador de Google en vez de utilizar la barra del navegador.

Por lo tanto, nunca deberías asumir que tu diseño se usará como quieres y siempre recopila retroalimentación de cómo tu producto es realmente usado para entender las necesidades reales y obtener ideas de innovación.

 

EJEMPLOS DE CÓMO EL USO POCO ORTODOXO DE PRODUCTOS PUEDE CONTRIBUIR A LA INNOVACIÓN

  • El propósito original de Twitter era que los usuarios pudieran postear de manera sencilla lo que estaban haciendo. Los usuarios, sin embargo, encontraron que hacía mayor sentido usarlo para compartir links e ideas. Cuando los desarrolladores reconocieron esto, cambiaron la pregunta de “¿Qué estás haciendo?” a “¿Qué está pasando?” en la interfaz. Lo mismo ocurrió con Facebook, donde la pregunta de estatus original fue cambiada de “¿Qué estás haciendo ahora?” a “¿Qué pasa por tu mente?”.
  • Los mensajes SMS fueron desarrollados originalmente por operadoras móviles para notificar a los clientes acerca de problemas con la red y nadie predijo que los clientes lo usarían para enviar mensajes a otros. La gente, sin embargo, descubrió personalmente esta herramienta de comunicación y empezó a enviar mensajes a otros. La repentina popularidad de los SMS fue una sorpresa para la industria móvil que la mayoría de los proveedores no fueron capaces de implementar un cargo en el sistema por enviar mensajes.
  • En 1924, Kleenex, lanzó en términos de marketing, una toalla desechable para quitar el maquillaje de la cara. Dos años después se realizó una investigación basada en retroalimentación de los clientes y encontraron que la mayoría de la gente estaba utilizando el producto como un pañuelo desechable para sonarse la nariz. En ese punto, Kleenex decidió promocionarse como pañuelo y dobló la cantidad de ventas.
  • La Mac Mini fue originalmente lanzada por Apple para ser una opción accesible y motivar a que los clientes se cambiaran a Mac. Aunque la compañía también ofreció el Apple TV como dispositivo para entretenimiento en casa, muchos de los clientes compraron Mac Minis para usarlos como centros de entretenimiento en vez de las computadoras de escritorio. La compañía reconoció esto, y la Mac Mini ahora viene equipada con un puerto de HDMI para que pueda ser conectada más fácilmente a pantallas planas de TV.
  • Los reportes de analítica web muchas veces demuestran que los usuarios ingresan URLs completas en motores de búsqueda en vez de escribirlas en la barra de direcciones, usualmente porque el cursor está en la caja de búsqueda. Desde que los sitios web pudieron ser accedidos de esta forma, los usuarios consideraron esto como efectivo. Google entendió que existía ese comportamiento de los usuarios y en Google Chrome combinaron la búsqueda con la barra de direcciones en Omnibox.
  • Los hashtags de Twitter fueron inventados por un usuario individual que sugirió que los tweets deberían contener etiquetas indicadas por el #. Como el concepto del servicio no permitía tal clasificación, los hashtags se hicieron populares entre los usuarios, haciendo que los tweets fueran más relevantes y encontrables.
  • El flash de emergencia, fue diseñado originalmente para que los conductores pudieran indicar situaciones de emergencia. En muchos otros países, los conductores usan el flash de emergencia para decirle a otros vehículos gracias por la cortesía, y el switch ahora en varios modelos se puede acceder desde el tablero mientras se conduce.

LO QUE HACE QUE LAS PERSONAS USEN PRODUCTOS DE MANERAS POCO ORTODOXAS

  • Cuando la gente tiene una necesidad o una tarea que cumplir, automáticamente trataran de usar el dispositivo que tengan a la mano, aún y cuando no sea adecuado para la tarea específica.
  • El uso poco ortodoxo de productos se produce con mayor frecuencia cuando los usuarios no tienen suficiente información sobre cómo usar un dispositivo determinado o no se puede acceder fácilmente a las instrucciones.
  • Una vez que algo ha funcionado con un propósito, la gente insistirá en ello, incluso si implica usarlo de una manera incorrecta.
  • Y esto es bueno, porque “si cada cliente usa tu producto correctamente “, nunca aprenderás nada interesante sobre qué hacer después.

 

Texto original por Zoltán Kollin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *